AGUA DE MAR, SOL Y SALUD

Resultado de imagen para agua de mar

Actualmente, una parte de la medicina empieza a volverse hacia Hipócrates, hacia la naturaleza.
Por ejemplo, se están redescubriendo los beneficios del agua del mar y se construyen cada vez más centros de talaoterapia cerca del mar. Esta agua, posee todos los elementos necesarios al organismo, ya que contiene los mismos elementos que la
sangre.
Gracias al agua de mar, los egipcios curaron a Platón, los babilónicos, los chinos y los japoneses, conocían también esta terapia.
Según los últimos descubrimientos de la ciencia, ahora
sabemos; que como todas las criaturas, el ser humano proviene del mar, cuyos elementos encuentra en su interior.
Cuando se sumerge en el mar, su equilibro se restablece; porque
el agua, fue su elemento primordial.
También es muy bueno beber agua de mar.
Ciertas personas, pretenden que los minerales contenidos en el agua del mar,
se deben a las lluvias, los ríos y todas las aguas que han atravesado las diversas capas de la Tierra, pero las últimas investigaciones han demostrado que el yodo, el boro y otros
elementos muy poco corrientes que se han descubierto en el mar, no se encuentran en la Tierra; todavía, se ignora su origen.
El ideal, sería poder tomar baños de agua de mar caliente para que; de esta manera, el agua penetrase mejor en la sangre, como se ha demostrado a través de los últimos
descubrimientos de la ciencia. A esta agua, se podrían añadir algas; ya que estas también tienen, un gran poder curativo.
Mi abuela curaba de esta manera; y por lo tanto, yo sé,
desde hace sesenta años, que es posible restablecer la armonía del organismo, tomando baños de agua caliente con hierbas. También es bueno comer algas. Los japoneses comen
muchas, y esto les da una extraordinaria resistencia.
¡Ah! ¡Si pudiéramos procurarnos algas! ¡Contienen todos los elementos nutritivos! Se pueden encontrar; por supuesto, en las casas de régimen, pero hay que tomar precauciones,
porque no se sabe si realmente están pasadas, ni en qué condiciones han sido preparadas.
Tendríamos que poder recoger nosotros mismos las algas en lugares escogidos; pero esto no es fácil, ¡el mar se halla tan contaminado!

Daos cuenta de lo inconsecuentes que son los seres humanos…

Los que preconizan la talasotería se maravillan de los resultados que se obtienen del agua del mar; y de las algas, pero jamás, se preguntan de dónde provienen estas fuerzas y estas energías que transmite el mar.
Olvidan siempre lo esencial; ¡y lo esencial, es el Sol! Es él quien proporcional al agua del mar y a las algas esta vitalidad; que luego, extraen los humanos. Él es el factor esencial; el agua del mar y las algas, no son más que transmisores. Si el agua del mar no estuviera vivificada por el Sol, no reportaría ningún beneficio.
En la manera de razonar de los seres humanos; falta siempre lo esencial, porque no poseen la verdadera sabiduría:
 Nunca piensan que todo lo que existe sobre la Tierra tiene
su origen en el Sol.
Un árbol; por ejemplo, ¿qué es un árbol? No es más que un depósito de rayos solares condensados. Si quemamos el árbol, toda esta luz vuelve al Sol, liberandoCalgunos gases, vapores de agua y un poco de ceniza.
Y el mar, como el árbol, no es más que un depósito de rayos solares.
El Sol mira el mar, lo llena de su vida; y al beber esta
agua o al bañarse, se recibe la vida que el Sol ha depositado en ella.



No hay comentarios:

Publicar un comentario