LOS BENEFICIOS DEL MANGO






El mango es una fruta tropical que goza de buen prestigio gracias a su delicioso sabor. Además, cuenta con muchos beneficios nutricionales, ya que contiene grandes cantidades de vitaminas, minerales y antioxidantes, que son utilizados por nuestro organismo en la lucha contra diferentes enfermedades.

Esta fruta con gran contenido de agua la puedes comer tanto madura como verde. En cuanto al mango maduro es ideal para fortalecer los músculos del corazón, para estimular el apetito y para mejorar la textura y el aspecto de la piel. Asimismo, actúa como un buen diurético, laxante y vigorizante.Los mangos son considerados como una fruta rica en nutrientes, su contenido nutricional cambia según la variedad de mango y su grado de madurez. Son una buena fuente de betacarotenos ( que nuestro cuerpo puede utilizar para sintetizar vitamina A), aportan cantidades importantes de vitamina C, también son una buena fuente de potasio, de magnesio y de fibra.

100 gramos (aproximadamente una taza) contienen:

65 calorías

0,5 gramos de proteína

0,3 gramos de grasa

17 gramos de carbohidratos

28 mg. vitamina C

4000 UI de vitamina A (precursores)








Se estima que cuando bebes jugo de mango se fortalece y mejora la memoria, la concentración y se previene la pereza mental.
Es anticancerìgeno y antioxidante, dados sus altos contenidos de àcidos y vitamina A y C, que lo hacen capaz de neutralizar los radicales libres y dotar al organismo de un poder defensivo en contra de la degradaciòn celular. Contiene hierro lo que lo hace interesante para prevenir enfermedades como la anemia y afines.

El mango es muy rico en agua y muy bajo en proteínas y grasas. Su aporte calórico (tan solo 65 calorías por 100 gramos) proviene casi exclusivamente de sus hidratos de carbono, en su mayoría azúcares naturales de fácil digestión y fibra dietética. Su mayor tesoro nutritivo son las vitaminas –en particular las tres vitaminas antioxidantes, A, C y E–, algunos minerales, enzimas digestivas y variadas sustancias de efecto antioxidante y protector.

El valor nutritivo del mango lo hace óptimo para recuperarse tras un esfuerzo físico, para preparar la piel para el sol del verano, para deportistas, niños, embarazadas, madres lactantes y ancianos.

Se le considera una fruta de gran poder expectorante, antiinflamatorio, antibacteriano, antiviral y laxante, por su contenido en fibra. También se reconoce su efecto anticancerígeno, por sus diversos compuestos antioxidantes; cardiotónico y protector cardiovascular, al ayudar a bajar la tensión y regular el colesterol; antianémico, por su aporte de hierro combinado con vitamina C; y hepatoprotector.

El mango tiene propiedades como antihelmíntico ( combate gusanos intestinales), antipirético ( combate la fiebre), propiedades antidiarreicas y se utiliza como astringente, antiescorbútico, estimulante y tónico, en el dolor de muelas y la debilidad del estómago, oftalmia ( inflamación y enrojecimiento de los ojos), erupciones, la difteria ( infección bacteriana de la nariz y la garganta), el reumatismo, y las infecciones de la vejiga. La corteza es astringente y se utiliza en la difteria, el reumatismo, la diarrea, y dolor abdominal en algunas zonas de Bangladesh. La raíz se utiliza como un emenagogo, un afrodisíaco, y un tónico para el cerebro, el hígado, y el bazo.


El mango maduro se considera calorífico, pesado, oleoso, dulce y amargo y es ampliamente utilizado en la medicina ayurvédica. Esto quiere decir que los mangos son benéficos para aquellas personas que son friolentas, que combaten la sequedad en nuestro organismo y lo nutren y energizan. Según el Ayurveda el mango maduro ayuda al cuerpo a generar sangre y tonifica al corazón; fortalece todos nuestros tejidos y contribuye a eliminar toxinas y a prevenir el envejecimiento prematuro. Se lo recomienda en particular para fortalecer los intestinos y para combatir el estreñimiento. También se dice que estimula el apetito, mejora la digestión y es benéfico para el hígado. Debido a su naturaleza nutritiva su consumo regular, combinado con leche, es recomendado en el Ayurveda para ayudar a subir de peso. En la Medicina Natural se considera también como una fruta muy benéfica para la salud de los pulmones.


Los Mangos verdes son de sabor ácido y astringente y ejercen una acción antiescorbútica. La piel de la fruta inmadura es astringente y se considera como un tónico estimulante.

La corteza del árbol también es astringente y tiene una marcada acción sobre las membranas mucosas.

Las hojas del árbol de mango se utilizan para el tratamiento de la diabetes y como fortalecedoras de las defensas.

ALGUNOS REMEDIOS TRADICIONALES AYURVÉDICOS

GOLPE DE CALOR

El mango sin madurar se ha utilizado tradicionalmente en la India para proteger de los efectos adversos de los calores abrasadores de la sequía.

El Aam Ka Panna, hecha de mangos verdes, es una bebida usada para luchar contra el intenso calor del verano indio. Calma la sed y restituye los electrolitos. Esta bebida se consume principalmente en la parte norte de la India y se considera beneficiosa en el tratamiento de algunos trastornos gastrointestinales.

El mango verde es una buena fuente de pectina, un tipo de fibra benéfica para los intestinos y que ayuda a disminuir los niveles de colesterol. El sabor ácido, característico de los mangos verdes, es debido a la presencia de ácidos oxálico, cítrico y málico, que contribuyen a disminuir las putrefacciones intestinales y a fluidificar la bilis.

El Aam Ka Panna también se considera como una bebida benéfica para la sangre y la elasticidad de los vasos sanguíneos , lo cual puede explicarse en parte por su aporte de vitamina C.

Esta bebida también se considera como un tónico que aumenta la resistencia del cuerpo contra la tuberculosis, el cólera y la disentería. También se recomienda para combatir la anemia ( lo cual podría estar relacionado con el aporte de hierro y vitamina C, hay que recordar que dicha vitamina mejora la absorción intestinal del hierro).

Método de Preparación:

Ingredientes:

3 mangos verdes de tamaño mediano.

5 granos de pimienta.

1 cucharadita de cominos.

1 taza de azúcar mascabado.

( o 1 cono de piloncillo).

Sal de mar al gusto.

Hervir el mago hasta que esté blandito desechar la cáscara y poner la pulpa en una sartén integrando el azúcar ( o el cono de piloncillo rallado) y cocinar a fuego lento hasta que se disuelva el azúcar ( o el piloncillo).Batirlo continuamente para evitar que se pegue. Una ves disuelto el edulcorante, retirar la mezcla del fuego. Tostar ligeramente la sal con la pimienta y el comino, después molerlos, añadirlos a la pasta de mango y mezclar muy bien. Una ves que la pasta esté fría se puede conservar en el refrigerador durante una semana. Para preparar la bebida se pone 1 o 2 cucharadas soperas de la pasta de mango en un vaso y se rellena con agua. Se puede añadir un poquito de chile.

La cantidad de azúcar en esta preparación puede regularse al gusto, el uso de piloncillo es una sugerencia mía para evitar el consumo de azúcar.

Esta bebida puede consumirse durante los meses de verano para prevenir o tratar el golpe de calor.

DIGESTIÓN

El Aamchur o polvo de mango verde secado al sol es considerado como un buen remedio para ayudar al sistema digestivo ( es astringente por lo cual combate la diarrea).

Comer una o dos mangos tiernos pequeños, en los cuales todavía no está completamente formado el hueso, con la sal y miel, es una medicina considerada eficaz para tratar la diarrea estival, la disentería, las náuseas, dispepsia crónica y la indigestión.

TRASTORNOS OCULARES

Batidos de Mango son muy buenas para los ojos, ayudan a combatir la ceguera nocturna, la sequedad en los ojos y el ardor en los ojos. Esto puede deberse al aporte de betacarotenos ( provitamina A) de los mangos.

DIABETES

Las hojas tiernas del árbol de mango se utilizan para prevenir y controlar los síntomas tempranos de la diabetes. Remojar las hojas frescas en agua durante la noche y al día siguiente exprimirlas. Después, se dejan secar esas hojas y pulverizarse. Se debe tomar la mitad de una cucharadita de este polvo dos veces al día.

TRASTORNOS DE LA GARGANTA

La corteza de mango es muy eficaz en el tratamiento de la difteria y otras enfermedades de la garganta.

INFLAMACIÓN DE LAS ENCÍAS

Hervir dos cucharadas de flores de mango y brotes tiernos en dos tazas de agua y utilizar como enjuague bucal regularmente para curar la inflamación de las encías.

TRASTORNOS BILIOSOS

Comer mango verde una ves al día, con miel y pimienta, descongestiona la vesícula biliar y tonifica el hígado y lo mantiene saludable, los ácidos contenidos en la pulpa del mango verde fluidifican la bilis.









No hay comentarios:

Publicar un comentario