ACEITE DE OLIVA , desinflamante natural.






El Aceite de Oliva, ingrediente de la famosa dieta mediterránea, ha demostrado tener importantes beneficios para las personas que sufren de dolores articulares.


El aceite de oliva es una panacea para la salud ya conocida desde la antigüedad por los habitantes del Mediterráneo, pero en las últimas décadas la ciencia se ha ocupado de corroborarlo.
El aceite ha sido usado como agente para masajes desde la antigua Grecia, Egipto, India y China. Aunque el aceite de oliva por lo general se reserva para usos culinarios en el mundo occidental, también se puede utilizar para proporcionar los beneficios terapéuticos de un masaje.
Con el aceite oliva extra virgen puedes hacer un masaje que relaja el cuerpo, alivia dolores musculares y proporciona un sentido general de relajación.
Además, el aceite es beneficioso para curar la piel seca y aliviar músculos doloridos.
Entre sus muchas virtudes saludables y son muchas de verdad, se encuentra su poderosa capacidad desinflamatoria natural, que atenúa fuertemente sobre los doloroso problemas articulares, previniéndolos y tratándolos con eficacia, pero por sobre todo sin efectos secundarios.

En la última década los investigadores comenzaron a prestar gran atención a los beneficios saludables del aceite de oliva y un estudio publicado en los "Anales de Enfermedades Reumáticas", descubrió que las personas que padecían artritis reumatoide y consumían una dieta mediterránea modificada donde se incluía una gran cantidad de aceite de oliva, experimentaban un mayor alivio del dolor en las articulaciones, con lo cual tenían una mejor calidad de vida que esta enfermedad autoinmune e incurable se encarga de perjudicar severamente.


Cómo funciona el aceite de oliva:

Entre las teorías que se plantean sobre como funciona el aceite de oliva puntualmente sobre las afecciones articulares los científicos del Monell Chemical Senses encontraron que dependiendo del grado de calidad de el aceite de oliva, esta contiene en mayor o menor medida un poderoso componente anti-inflamatorio natural, llamado oleocanthal que funciona de manera similar al ibuprofeno y como todos sabemos la inflamación es el factor de dolor en muchos problemas crónicos, como la artritis.

El aceite de oliva es un remedio popular de la medicina tradicional mediterránea con una historia larga y muy respetada, llegando prácticamente a ser venerado y con razón, aunque si bien no es una receta para curarlo todo.
Aunque algunos de sus beneficios son todavía objeto de estudio, está muy comprobado que los problemas en las articulaciones encuentran en el aceite de oliva un gran alivio natural y sin efectos secundarios desagradables, como los producidos por los antiinflamatorios químicos a base de corticoides.

El efecto desinflamatorio del aceite de oliva para las articulaciones se logra tanto ingiriéndolo como aplicando este aceite tibio sobre la zona afectada con suaves masajes circulares.


http://saikualternativo.blogspot.com.ar/


SAIKU

No hay comentarios:

Publicar un comentario